Perdigão va a reducir en 20 por ciento su producción de pollos de engorda, pavos y cerdos en el primer trimestre de 2009 para reducir los inventarios y evitar la caída de precios.

La empresa pretende dar vacaciones colectivas a una parte de los empleados en el período y realizar algunos paros en ciertas unidades. La compañía negó que haya una caída importante en la demanda.

Advertisement

El inventario está elevado en Japón y Europa, mercados que representan más del 50 por ciento de las ventas al exterior de Perdigão. Estas regiones compraron mucho en el tercer trimestre. Para reducir la producción, la empresa va romper huevos de pollos de engorda y pavos, y a cancelar el sacrificio de cerdos de terceros.

Perdigão va invertir el año que viene el mismo monto de 2008: R$600 millones de reales. Los recursos se van a destinar a terminar las obras del complejo de Bom Conselho (PE), que entra en operación el primer semestre, a las obras de ampliación y modernización de la unidad de Lajeado (RS), a la conclusión de ampliación de la capacidad de Mirassol d'Oeste, a la expansión y mejora de las líneas en Plusfood, y a la optimización de líneas y logística.