La emisora radial Rancherita del Aire, en el estado mexicano de Coahuila, limítrofe con Estados Unidos, informó que “por seguridad nacional sanitaria, continúa la restricción al cruce de pavo y pollo a México y actualmente no se tiene una exención por temporada”, citando para ello fuentes de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentación (Sagarpa) de México.

Precisamente, Jorge Alberto Flores Berrueto, subdelegado de la Sagarpa en Coahuila, explicó que “si se tratase de cuestiones de mercado en las que se aplica la oferta y la demanda, se pudiese permitir fácilmente (el paso de pollo y pavo por los cruces fronterizos), sin embargo, se trata de seguridad nacional sanitaria y es muy difícil lograr una exención”.

Por lo pronto, la medida restrictiva se mantiene, “y la entrada de pavo no está permitida ni vivo ni cocido ni crudo o congelado, mientras que también está prohibida la importación de pollo a particulares. No obstante, en el caso del pavo y pollo sólo se permite la importación a mayoristas para su venta en México; empero, se tiene que cumplir con los requerimientos fitozoosanitarios”.