Para los productores brasileños de la caña de azúcar que durante mucho tiempo han querido exportar etanol a EUA, la noticia de que el Congreso de ese país podría derribar finalmente las barreras comerciales que protegen al combustible de EUA de la competencia llega en un mal momento.