La brigada de compradores en Estados Unidos se puso en marcha el mes pasado.

Las ventas minoristas aumentaron un 0.5% en octubre y superaron las proyecciones del mercado. Los informes de las firmas minoristas a comienzos de noviembre también fueron positivos.

Puede que los consumidores estén más dispuestos a gastar debido a que se sienten ligeramente más optimistas sobre el mercado laboral, cuya situación siempre ha sido un factor clave para las perspectivas económicas.