Una iniciativa de estudiantes del afamado Tecnológico de Monterrey, en México, desarrollaron un modelo de negocios que aprovecha las plumas del pollo para crear purificadores de agua y aire. Esta iniciativa, reseñada por el diario Excelsior, obtuvo el primer lugar de la edición 37 del premio Frisa al Desarrollo Emprendedor, celebrado en la capital mexicana.

“Nuestro proyecto consiste en poder purificar aire y agua usando carbón activado, mediante un proceso de esterilización, molienda y tratamiento nanotecnológico de las plumas de pollo", explicó Julio Fredin, alumno de Licenciado en Ciencias Químicas del TM, quien hace parte del grupo de emprendedores conformado también por Aldo Javier Ávila, Lilian Osornio y Raúl Ramón, acompañados por el docente   Edgar Williams García Sosa.

El modelo de negocios propuesto fue denominado por sus creadores como Daedalus Dynamics, y tiene como lema “Un hoy más limpio para un mejor mañana”. Con esta propuesta se le da un nuevo uso a las plumas de pollo, evitando riesgos de contaminación, y se resuelve el problema de la baja oferta local de carbón activado, debido a que los productores nacionales solamente satisfacen el 30 por ciento de la demanda de este insumo químico.

Nuestro producto puede ser de mucha utilidad para empresas que generan residuos de metales pesados en el agua de la industrias minera, alimentaria, eléctrica, acuífera, petrolífera y de energía en general”, explicó Julio Fredin a Excelsior, agregando que “el costo de los materiales para la construcción del carbón vegetal con base en las plumas de pollo no es alto; México es el principal consumidor del producto (pollo) y Estados Unidos tiene un porcentaje alto de materia prima, por eso tomamos la decisión de materializar el proyecto de esa manera”.