“La avicultura nacional se estancó en los últimos dos años”, destaca el boletín notiboliviarural.com. De acuerdo con el informe de evaluación de la Cámara Agropecuaria del Oriente durante 2015 la avicultura solamente logró un crecimiento del 1 por ciento, lo cual contrasta con el período de 2003 a 2013, en el que hubo un crecimiento del 190 por ciento en la producción de pollo de engorde. Para este año, el panorama es muy poco alentador, como consecuencia de las importantes pérdidas y los precios bajos del pollo.

El citado boletín destaca que Rodolfo Tonelli, presidente de la Asociación Departamental de Avicultores (ADA), informó que “del 2003 al 2014 la avicultura nacional alcanzó un crecimiento del 190 por ciento en producción de pollo parrillero y 50 por ciento en ponedoras”.

De 2014 a 2015, el crecimiento solamente fue del 1 por ciento, o sea, que se estancó el sector y las perspectivas no son muy alentadoras, a causa de los precios bajos que recibieron los productores el año pasado.

“El crecimiento de la producción de pollo ha sido del 1 por ciento y la esperanza de crecimiento para el 2016 es cero. Nos hemos estancado y los motivos han sido los precios bajos del pollo este 2015”, señaló Tonelli. Esto se puede deber a dos cosas: una mayor productividad o por menor consumo de carne de pollo.

Publicidad

Como consecuencia de los precios bajos, el sector avícola de Bolivia perdió más de US$23 millones. Además, se dijo que dijo que la pérdida hubiera sido mayor si los precios de los insumos hubieran subido.

En el caso de las ponedoras, se calcula un crecimiento del 14 por ciento en este año. En 2015 se comercializaron 131 millones de huevos al mes, cifra por arriba de los 125 millones de huevos comercializados en 2014.

En el 2015 la oferta de pollos en el país fue de 16.4 millones de pollos, para llegar a un total de 197 millones de pollo al año, de los cuales el 50 por ciento es producido en Santa Cruz y el resto en el interior del país.