De acuerdo con un análisis preparado por la firma consultora Kantar Worldpanel, reseñado por Mercado, cada argentino consume 1.8 kilos anuales de alimentos procesados congelados.

“El 64.5 por ciento de los hogares argentinos compra estos producto, se trata de un sector dominado por las hamburguesas de carne de res”, explica el estudio, que añade lo siguiente: “En comparación con lo que se consume en Europa y Estados Unidos, el mercado argentino aun es pequeño y tiene mucho margen para crecer. La gran barrera es el precio”.

Juan Manuel Primbas, director gerente para Cono Sur de Kantar Worldpanel, indicó que, “El mercado de congelados está compuesto por: hamburguesas de carne, nuggets -infantiles y para adultos-, empanados de pollo, pescados, milanesas de soja, vegetales y papas, más otras comidas congeladas como pizzas y empanadas. Los segmentos con mayor cantidad de adeptos son: hamburguesas de carne, vegetales y papas”.

Publicidad

Del monitoreo se desprende también que para el caso de los nuggets infantiles de pollo, “Se contrae (la compra) desde menos hogares y (con) compras más esporádicas. La mayor caída se da en las cadenas de grandes superficies”. En cuanto a los nuggets para adultos, señaló que, “A pesar del mayor tamaño de compra, la pérdida de hogares genera la contracción del segmento. La mayor caída en volumen se da en el supermercado y autoservicio. Las marcas propias pierden clientela”.

Respecto al rubro Empanados de pollo, “Menos hogares y compras más chicas generan caídas en autoservicios, discounts y supermercados”. El hogar argentino comprador de congelados es de nivel socio económico alto y medio, está compuesto por tres a más integrantes, las amas de casa son de 35 a 64 años y tienen hijos de 6 a 18 años, mayormente viven en el Área Metropolitana de Buenos Aires y cuentan con amas de casa activas, pues es una categoría que brinda practicidad y un nivel nutricional alto.