Wimex/Gut Mennewitz, productor alemán de huevos incubables de pollo de engorda y pollitos de un día de edad abre planta de biogás/biometano que usa hasta 70 por ciento de pollinaza seca como materia prima.

La que se dice ser la primera planta en el mundo de biogás/biometano que funciona con 70 por ciento de pollinaza como materia prima abrió oficialmente en Baasdorf (Alemania) en agosto, según el Servicio Agrícola Exterior (FAS) del USDA. En comparación con una planta estándar de biogás que funciona predominantemente con ensilado de maíz, la planta de Baasdorf necesita menos superficie para la producción de materia prima, mientras que al mismo tiempo proporciona una manera muy ecológica de eliminar la pollinaza.

Wimex/Gut Mennewitz, GmbH, en Baasdorf, Sajonia-Anhalt, productor alemán líder de huevos incubables de pollo de engorda y de pollitos de un día de edad, abrió la planta de biogás/biometano que usa hasta el 70 por ciento de pollinaza deshidratada como materia prima para la producción de biogás, informa el FAS. El 20 y 10 por ciento restante, respectivamente, lo constituyen el ensilado de maíz y el ensilado de pasto de jardinería. Previamente, se creía que la cantidad de pollinaza estaba limitada a alrededor del 30 por ciento, debido a su alto contenido de nitrógeno, que inhibe la actividad de los microorganismos. 

En el nuevo proceso desarollado por Rueckert Naturgas, se mezcla la materia prima y se diluye con agua antes de alimentarse al fermentador, en donde los microorganismos producen biometano y CO2 mediante la fermentación anaeróbica. El biometano se envía a una planta combinada de calor y energía donde se usa para producir electricidad y calefacción. Mientras tanto, se separa el residuo de la fermentación en fracciones sólidas y líquidas en el llamado “decantador”. La fracción sólida se deshidrata y prensa en pelets para usarse como composta. La fracción líquida se separa aún más mediante ultrafiltración y ósmosis inversa en 25 por ciento fertilizante líquido altamente concentrado y 75 por ciento agua de proceso. Esta última se revierte al proceso. 

Con una capacidad de 2.1 MW de electricidad (3 unidades de 716 kW) y 2.23 MW de calor por hora, la planta puede suministrar la electricidad necesaria para unas 4,600 casas y además, sustituir 1,800 millones de litros (475,000 galones) de petróleo para calefacción. La electricidad producida se alimenta a la red pública, mientras que el calor se usa en las instalaciones de producción de pollos y en los edificios de oficinas de la planta incubadora. En el futuro, se espera que el calor se vaya a usar también para calentar el edificio administrativo de la ciudad de Koethen y para secar maíz para el alimento para pollos. A toda su capacidad, la planta usaría unas 25,000 TM de pollinaza y 10,000 TM de ensilado de maíz y de ensilado de pasto al año. 

Se dice que habrá una reducción en las emisiones de metano y de olores, en comparación con la pollinaza no tratada. Debido a que el proceso de fermentación destruye gérmenes, patógenos y semillas de malas hierbas presentes en la pollinaza, reduce la necesidad de usar de herbicidas y fungicidas en el campo donde se aplica la pollinaza. Además, se dice que la fermentación mejora la calidad de la fertilización de la pollinaza, porque retiene todos los nutrientes de las heces fecales y los hace más accesibles para las plantas.