La cría de aves para postura se originó en pequeños galpones con capacidad para 200 a 500 aves, mantenidas en el piso, y con nidos para la postura de los huevos. Surgieron después las jaulas en sistema piramidal, con galpones mayores para 3.000 aves, y luego hasta 20.000 aves, y entonces se hicieron necesarias fuentes de agua mayores que se les suministraba a las aves en forma corriente. El estiércol quedaba depositado en las jaulas y era retirado de año en año o cuando surgía una demanda de abono.

Llegó en la década de 1990, el sistema vertical automatizado, para hasta 100.000 aves, con galpones con alto índice de alojamiento de aves por metro cuadrado, con una alta demanda de agua, y los problemas que hasta entonces no existían o por la escala no eran considerados problemas, emergieron con la misma fuerza que la automatización. Nació entonces la preocupación de la actividad con el ambiente.

Nuevas instalaciones

El concepto de las nuevas instalaciones se basa en:

  • Mejor aprovechamiento de las edificaciones, concentrando el mayor número de aves por metro cuadrado, optimizando de esa manera el costo;
  • Mejor uso de la mano de obra, quedando a cargo del operador de galpón solamente la retirada de las aves muertas y la limpieza;
  • Fortalecimiento de la productividad, debido a la menor intensidad de manejo y reducción del estrés de las aves causado por la presencia humana;
  • Reducción del índice de huevos rajados, debido al menor contacto manual con los huevos y al transporte a través de cinta transportadora, prácticamente en la misma posición, sin moverse, de la jaula hasta la sala de clasificación;
  • Reducción altamente significativa del desperdicio de alimento balanceado, debido al  comedero;
  • Mayor comodidad para las aves, debido a la menor manipulación, pues las actividades de alimentación, retirada de estiércol y recolección de los huevos son todas automatizadas;
  • Menor costo de producción;
  • Uso racional del agua, con la colocación de bebederos tipo nipple, control de presión e hidrómetros;
  • Facilidad en la retirada de las heces, pues se retiran a través de cintas transportadoras hasta la colocación en los camiones, sin que haya ningún contacto manual;
  • Presentación al consumidor de un producto final diferenciado. Con el comienzo de la explotación automatizada, la producción en escala ingresó en una nueva dimensión y el ambiente empezó a sufrir cambios también en escala muy elevada.

Ambiente

Este nuevo concepto de producción automatizada y en gran escala, ocasionó problemas al ambiente, los que, en síntesis, son:

  • Generación de estiércol con retirada obligatoria semanalmente como máximo;
  • Volumen de estiércol, debido al volumen de aves colocado en cada galpón, fresco, con alta humedad;
  • Aumento del número y no del porcentaje, de aves muertas debido al aumento del plantel;
  • Estiércol diferenciado en la muda forzada, pues no se tiene base de estiércol sólido para recibir el estiércol de la muda sobre las cintas transportadoras;
  • Aumento del volumen de agua usado en la propiedad, debido al aumento del número de aves alojadas;
  • Mayor generación de excretas sólidas;
  • Mayor generación de excretas líquidas;
  • Mayor generación de olores;
  • Mayor oportunidad para proliferación de plagas.

Soluciones ambientales

Los impactos causados en el ambiente no pueden, de ninguna manera, desconsiderarse, y se ha pasado a discutir todo el proceso productivo. Por eso, necesariamente ha habido que buscar soluciones aunque los costos sean altos. Pero el punto de equilibrio entre impacto ambiental y producción automatizada en escala industrial tiene que ser respetado para que éstos caminen juntos.

Algunas soluciones para reducir el impacto ambiental son:

  • Lugar apropiado para compostaje de estiércol;
  • Lugar apropiado para compostaje de aves muertas;
  • Estación de tratamiento de desagüe;
  • Estación de tratamiento de agua;
  • Control riguroso del número de aves muertas a través de un rígido programa de sanidad;
  • Uso de razas que posean mejor conversión alimenticia, lo que produce menor cantidad de excretas;
  • Uso de ingredientes de alimento balanceado que posean alta digestibilidad;
  • Producción de energía a partir de la materia orgánica, con el uso de biodigestores.
  • Siembra de árboles para mejorar el impacto ambiental en el paisaje;
  • Declaración de reserva legal de áreas de protección permanente;
  • Control integrado de plagas.

A) Compostaje

En el proceso de compostaje de aves muertas ocurre la superposición de capas, con aproximadamente 25 cm de aserrín, estiércol y aves muertas sucesivamente, en la que el aserrín corresponde a la capa inicial y final. En este aspecto, los beneficios de este proceso son la reducción de la población de moscas y del olor causado por la barrera de aserrín entre el ambiente y las excretas y la rápida descomposición de las canales.

El sitio para la realización de este proceso deberá ser construido con piso y paredes de cemento, controlando la humedad y el calor, en un lugar libre de animales domésticos o silvestres, que puedan impactar mecánicamente sobre la capa de aserrín, exponiendo las capas inferiores. Al final del compostaje se obtiene el material usado como fertilizante.

El compostaje del estiércol se da con el uso de materias más secas, ricas en carbono y azúcares, como residuo de caña de azúcar con aserrín, paja de maíz, pasto picado, entre otros, que propiciarán una mejor relación nitrógeno/carbono, para mayor fijación del nitrógeno en el compostaje convirtiéndolo en un abono de mayor valor.

B) Tratamiento de agua y aguas servidas

El tratamiento del agua y del desagüe es importante para ofrecer a las aves un agua de calidad, devolver al ambiente el agua libre de contaminantes y también para su reaprovechamiento, disminuyendo su explotación.

La estación de tratamiento de agua debe tener el tamaño adecuado para ajustarse al consumo de la propiedad. Para utilizar un curso de agua o perforar pozos, se debe obtener el permiso para este tipo de explotación a través del organismo competente, como la institución ambiental estatal.

Deben realizarse estudios para la construcción de cisterna, que posean capacidad de acumulación de agua suficiente para usos secundarios como lavado de vehículos, desinfecciones y limpieza del piso, inodoros, entre otros. La región geográfica debe poseer un régimen hídrico alto que optimice el uso de cisternas.

La estación de tratamiento del desagüe debe tener suficiente tamaño para tratar todo el efluente líquido generado en la propiedad, con el objetivo de devolver el efluente tratado, siempre en un punto anterior al punto de captación del agua para la estación de tratamiento de agua. Así se demostrará total confianza en el proceso realizado por la granja, contribuyendo así efectivamente a minimizar el impacto sobre el medio ambiente. El tratamiento completo abarca: tratamiento físico, tratamiento químico y complementación por tratamiento biológico.

C) Sanidad

Un rígido programa de sanidad promueve beneficios para el ambiente por reducir el número de aves muertas, lo que disminuye el número de canales eliminadas por la granja y permite una mejor calidad de estiércol, posibilitando el aprovechamiento más adecuado del mismo.

Un programa satisfactorio de sanidad incluye: programa de vacunación, realización de exámenes de sangre periódicos, implantación de sistemas de desinfección, cría de lotes o parvadas de la misma edad y procedencia, desinfección de galpones, respeto al vacío sanitario, restricción de visitas a la granja, promoción de la educación de los empleados en relación con la higiene y construcción de baños y vestuarios, impedir que otros animales entren en contacto con el plantel de aves y promover la formación de vegetación alrededor de la propiedad, con el fin de crear una barrera ambiental natural.

D) Alimento balanceado

Un mejor aprovechamiento del alimento balanceado por el ave resulta, además del incremento en la productividad, en la reducción de la cantidad de excretas y en la mejoría de la calidad de las mismas.

Por esta razón, la búsqueda por razas que poseen alta conversión alimenticia y el uso de ingredientes de alta digestibilidad en el alimento balanceado es interesante para una mejor producción de estiércol y también para la mejor consistencia del mismo.

E) Generación de energía

La producción de energía a partir de la materia orgánica es una solución para el manejo del estiércol, de las canales de aves muertas y también de los efluentes líquidos, además de que la propia granja puede usar esta energía con el uso de un biodigestor. No obstante, su implantación es onerosa, haciendo necesaria la evaluación del costo beneficio de la inversión, pero sin lugar a dudas será una de las soluciones para los efluentes generados, alineando a la empresa a las nuevas formas de producción limpia. Estas últimas se ajustan a las necesidades de reducción de la producción de gases causantes del efecto invernadero y el aprovechamiento de fuentes de energía renovable.

F) Áreas de conservación ambiental

Las áreas de protección permanente, y reservas legales deberán respetarse, no solamente en obediencia a alguna legislación vigente, pero sobretodo por la conservación de la propia actividad, la que debe ser considerada entonces como siembra de agua. Esto significa cuidar y reforestar las áreas nacientes, las áreas ribereñas y adoptar una política altamente agresiva para la protección de las fuentes generadoras de agua.

G) Plagas

Con el aumento de la generación de materia orgánica, la necesidad de mantener una reserva mayor de materias primas, y también con la construcción de locales mayores para almacenamiento, se favorece el surgimiento de plagas tales como moscas, ratones, alacranes, entre otros, que afectan directamente el equilibrio biológico ambiental. Se hace necesario un rígido control de plagas en toda la planta de producción, con el objetivo de que ese equilibrio no se vea afectado.

Conclusión

Los estudios de efectos e impactos ambientales deberán dirigirse a: localización de las fuentes de efluentes y su tamaño, y selección de las tecnologías de manejo ambiental que se aplicarán.

Con relación a la localización, deberán desarrollarse estudios sobre los impactos generados por la empresa sobre el ambiente natural y social. Estos efectos deben estudiarse, tanto en la etapa de implantación como en la etapa de operación de la empresa.

Las medidas puestas en práctica en la granja de postura, con el objetivo de su adecuación al ambiente, conllevarán una serie de ventajas, como: mayor control de pérdidas en el proceso, uso racionalizado de energía y recursos ambientales, mayor aprovechamiento y utilización de los residuos, fortalecimiento de la credibilidad frente a los clientes, sociedad circundante a la propiedad y mercado en general y mantenimiento y conservación de los recursos ambientales, adecuando la empresa a los conceptos de producción ambientalmente responsable. - Conferencia presentada durante el XX Congreso Latinoamericano de Avicultura, septiembre 2007 en Porto Alegre, Brasil.