Advertisement

News and analysis on the global poultry
and animal feed industries.
on July 13, 2010

Crecimiento de la porcicultura en Brasil

La producción brasileña de carne porcina ha aumentado en los últimos cinco años en 21,8%, siguiendo el comportamiento de la demanda interna y la creciente participación en el mercado mundial.

El aumento del ingreso interno de Brasil, el crecimiento de la población y las exportaciones son los tres principales factores que han garantizado la base sólida para la expansión de la cadena productiva de este país. La producción brasileña de carne porcina ha aumentado en los últimos cinco años en 21,8%, siguiendo el comportamiento de la demanda interna y la creciente participación en el mercado mundial, según la información entregada esta semana por la Asociación Brasileña de Productores y Exportadores de Carne Porcina (Abipecs).

Durante este período, la producción industrial de carne porcina fue la que más se expandió (36,7%), mientras que la producción de subsistencia (destinada para el autoconsumo en las propiedades particulares, las cuales eventualmente llegaron a vender parte del excedente) se redujo (-34,1%), lo que indica que la producción porcina brasileña se encuentra en un rápido proceso de profesionalización.

La faena total del 2004 al 2009, aumentó 27,6%, especialmente la realizada en virtud de Inspección Federal-SIF, que creció 38,8%, mientras que aquellos con otras certificaciones disminuyeron en 3,4%, ya que algunas plantas industriales, que tenían certificación estatal, pasaron a tener un estatuto federal.

Entre 2004 y 2009, las faenadoras en el marco SIF aumentaron de 77,7% a 83,1% de los sacrificios totales, confirmando el progreso de las garantías otorgadas por la carne porcina de Brasil. Durante el período, la producción para autoconsumo (subsistencia) cayó (-17,6%). Esta cuota de la producción no está registrada y, con su reducción gradual, los riesgos sanitarios también se reducen.

Las exportaciones, del 2004 al 2009 aumentaron sólo en 19,0% debido a que el potencial de crecimiento se vio afectado por las barreras comerciales impuestas por los principales países importadores. También contribuyeron a este desempeño el alto nivel de subvenciones a la exportación en Europa y los Estados Unidos y, en menor medida, la mejora de la competitividad de la producción de los EUA. En compensación, durante el mismo período, el mercado interno brasileño creció en 22,4%, principalmente en los dos últimos años.  

Comments powered by Disqus