El sector de sorgo desafió con vender su producción, cerca de un millón de quintales, a comerciantes salvadoreños que ofrecen pagar US$12.50 dólares quintal, porque las empresas avícolas de Nicaragua se niegan a pagar más de US$10.40 por quintal.

El presidente de la Asociación de Productores de Sorgo (Anprosor), Manuel Álvarez, informó que existe inconformidad entre estos agricultores, porque las empresas avícolas no quieren mejorar el precio del sorgo, a pesar de que el precio del maíz amarillo en el mercado internacional se ha incrementado en aproximadamente 50%.

“Los que ya hicieron contrato con las avícolas, sencillamente se van abstener de venderles, porque sencillamente no mejoran el precio, pero sí le subieron al precio del pollo”, cuestionó Álvarez.

El director ejecutivo de Anapa, Donald Tuckler, dijo que espera que los productores de sorgo cumplan el compromiso suscrito este año, en un contrato de compra y venta que establece la compra de un millón de quintal de sorgo a US$10.40 por quintal.

El Sr. Tuckler recordó que la firma del acuerdo de garantizar el mercado a los sorgueros, fue un factor determinante para que se fomentara la siembra del grano. Ahora, las empresas avícolas esperan que los sorgueros cumplan su compromiso de venderles la cosecha.

Advertisement

El directivo de Anapa descartó la posibilidad de ajustar el precio a los precios de sorgo, porque el sector se apegará al precio que se acordó en el contrato firmado en julio pasado
Los productores de sorgo calificaron como injusto que las avícolas paguen US$15 por un quintal de maíz amarillo importado y US$10.40 por un quintal de sorgo producido en el país.
El sector del sorgo provee cerca de 40% del total de materia prima que requiere la industria avícola para alimentar a las aves.

Álvarez reconoció que de cancelarse la venta de sorgo a las empresas avícolas, los costos de producción de esa industria se elevarían y golpearían más al consumidor final con incrementos de precios a la carne de pollo.

En diciembre, la demanda de carne de pollo aumenta hasta en 6 millones de libras por semana, que significa cerca de 60% más que en un período normal, según informó la Asociación Nicaragüense de Productores Avícolas (Anapa).