Brasil será uno de los países protagonistas del grupo de trabajo que elaborará las directrices internacionales para el control de salmonela en la producción de pollos de engorde. Desde el 29 de noviembre al 3 de diciembre, una delegación del gobierno brasileño irá a Uganda (África) para debatir el tema en la reunión anual del Comité de Higiene del Codex Alimentarius (código de conducta alimentaria vinculada a la OMC).

La propuesta es alcanzar un consenso entre diversos países sobre normas para controlar la bacteria. "Hoy en día no existe una directriz internacional para el control de salmonela. Hemos estado negociando desde hace10 años", dijo el coordinador general de negociaciones de la OMC por el Mapa, Alexandre Pontes. Él representará a Brasil en la misión. La expectativa es que el documento esté listo en el año 2012.

Advertisement

Las normas deben servir para crear la equivalencia entre los países. De acuerdo con Pontes, todas las inquietudes de Brasil se han contemplado. Pero hay temas controvertidos como el uso de descontaminantes de las canales, lo que genera impases entre EUA y la Unión Europea (UE).

"La UE no aprueba el uso de descontaminantes, pero tendrá que reevaluar el tema, ya que dentro de Europa también hay diferentes niveles de contaminación. Sobre el tema, alerta, la posición de Brasil es seguir las orientaciones técnicas", agregó Pontes.