Publicidad

News and analysis on the global poultry
and animal feed industries.
Manejo, producción y equipo
20 de abril de 2011

Evaluación de las exportaciones avícolas brasileñas para 2011

El primer trimestre para los exportadores de aves brasileños fue positivo, sin embargo hay preocupación por perder espacio en el mercado internacional debido a la tasa cambiaria.

Estrechos márgenes de ganancias y la imposición del aumento de los precios sobre los productos a los importadores, debido a la valorización del real frente al dólar, ayudaron a Brasil a mantener el resultado positivo de las exportaciones de aves y cerdos en el primer trimestre. El volumen embarcado de aves creció 14.8%, y los ingresos en 33%, mientras que en porcino se produjo una disminución de 1.97% en volumen pero un aumento de 11.1% en los ingresos.

Sin embargo, el mantenimiento de la competitividad de estos sectores durante el año es todavía incierto. En este caso está en juego, el retiro de las ventas y los ingresos. La semana pasada, el tipo de cambio volvió a alarmar, registrando la mayor caída del dólar desde 2008, el dólar se cotizó a R$1.61, comparado con R$1.75 en marzo de 2010.

La apreciación del real puso en alerta a los exportadores de carne, ya que están empezando a ver que los competidores están ocupando este espacio. El presidente de la Unión Brasileña de Avicultura, Ubabef, Francisco Turra, dice que hasta el momento las empresas han abordado la situación mediante la reducción de la rentabilidad y dejando de hacer inversiones.

"El problema es que llegamos al límite. Estamos perdiendo cuota de mercado a EUA, que embarcaran pavo para la Unión Europea, lo que nunca había sucedido”. Para el mes de marzo, la Ubabef estima un volumen entre 320 y 330 mil toneladas, frente a 331 mil toneladas en el mismo período de 2010. El ingreso debe sobrepasar los 600 millones de dólares, en comparación con los 569 millones de dólares del año pasado.

Los exportadores de carne porcina también están preocupados. El director ejecutivo del Sindicato de Industrias de Productos Porcinos de Río Grande do Sul, SIPS, Rogério Kerber dice que los empresarios han hecho grandes sacrificios para mantener los compradores importantes. "Este escenario nos obliga a negociar el valor de la tonelada exportada, pero hay otros vendedores que no tienen la dificultad interna de cambio como los brasileños, y pueden ganar el espacio". Se espera mantener el crecimiento histórico de las exportaciones entre abril y junio.  

Comments powered by Disqus