Del 20 al 21 de septiembre se va a realizar el International Poultry Forum China 2014 en Pekín. A este evento asisten los grandes avicultores y procesadores avícolas, así como gente de las industrias relacionadas a la avicultura de ese país para analizar las oportunidades y desafíos que conformen estrategias para su industria avícola. Un evento que sin duda nadie debe perderse, en especial aquellos interesados en el comercio mundial agropecuario.

 

Pero antes de seguir, voy a regresarme un paso. Hace unos días, EUA realizó una cumbre con 42 jefes de estado africanos en la que se anunciaron, entre otras cosas, inversiones por 33 mil millones de dólares. Pero, los analistas se preguntan ¿por qué África y no Latinoamérica? Se dijo que esto obedecía a un esfuerzo de neutralización de la creciente preponderancia china en ese continente.

 

El comercio entre EUA y Latinoamérica, según dice el analista A. Oppenheimer, ha caído “del 53 por ciento del comercio mundial latinoamericano en 2000, al 35 por ciento en 2013”, mientras que con China ha aumentado del 1.9 al 12 por ciento en ese mismo período. De seguir esta tendencia, el comercio con ambos países se equiparará en 2025.

 

Lo cierto es que últimamente, EUA no ha prestado mucha atención a las naciones latinoamericanas y China, en silencio quizás, va entrando cada vez más. La avicultura es uno de los rubros de interés. Argentina y Brasil ya tienen tiempo haciendo negocios con China con granos y oleaginosas, que complementan su producción y necesidades, y que además constituyen un factor determinante en el precio mundial.

 

En este International Poultry Forum China 2014, los chinos quieren ver qué pasa con la producción avícola en Latinoamérica, y les interesan en particular los grandes: Brasil y México. Quieren saber qué hacemos, cómo producimos pollo y huevo, qué desafíos y oportunidades hay. ¿Alianzas chino-latinoamericanas o importaciones en el futuro? No lo sé, pero lo cierto es que EUA se retira de Latinoamerica (Tyson, por ejemplo) y se centra en China. Pero… el tigre asiático acecha. México quizás sea la única excepción con EUA, por obvias razones: una frontera compartida.

Benjamín Ruiz puede ser contactado en bruiz@wattnet.net.