Una comitiva de la Unidad Técnica Cárnica, de Venezuela, visitó las cuatro plantas procesadoras de alimentos avícolas existentes en Nicaragua, a fin de emitir una certificación para que los productores nicaragüenses puedan comenzar a colocar su producto en el mercado venezolano, hacia donde el sector piensa exportar a partir de octubre, aproximadamente 12 mil toneladas anuales de carne de pollo.

“Estamos en proceso de certificación de las cuatro plantas agroindustriales de Nicaragua, las cuales son: Monis, La Estrella, Tip Top y Corporación Pipasa, que son las que procesan pollo en el país”, dijo Donald Tuckler, director ejecutivo de la Asociación Nicaragüense de Avicultores y Productores de Alimentos (ANAPA).

El Sr. Tuckler aseguró que las ventas a Venezuela no afectarán la oferta nicaragüense de carne de pollo, cuya demanda en el mercado local se aproxima a las 190 millones de libras de carne de pollo al año.

Las exportaciones estarían a cargo de la Alba Alimentos de Nicaragua (Albalinisa), una de las varias empresas mixtas privadas conformadas en este país centroamericano con fondos de Venezuela.

Solo en el primer semestre de este año las exportaciones de productos nicaragüenses a Venezuela generaron ingresos por US$144,5 millones.

Nicaragua exporta el producto a Honduras, Guatemala, República Dominicana y explora el mercado de Costa Rica.