Publicidad

News and analysis on the global poultry
and animal feed industries.
20 de abril de 2011

Mayor competitividad de EUA en carnes es ganacia para JBS

Las empresas exportadoras en América del Sur se enfrentan a la apreciación de sus monedas respecto al dólar, contradictoriamente beneficiando a la empresa brasileña JBS que adquirió varias unidades en EUA.

Los países emergentes como Brasil en la última década han encontrado un espacio importante para crecer en los mercados externos con sus exportaciones cárnicas, pero un fuerte competidor, Estados Unidos, tiende a ganar competitividad internacional en el sector en los próximos años debido a una depreciación del dólar frente a otras monedas.

La evaluación fue hecha por Wesley Mendonca Batista, presidente de JBS, principal productor mundial de carne de vacuno y la segunda en carne de pollo, que hoy en día tiene en EUA gran parte de sus ingresos.

"Con el tamaño del déficit de EUA, el dólar se mantendrá débil en comparación a otras monedas durante mucho tiempo. Hoy en día, EUA está experimentando un cambio sustancial en términos de competitividad. Es más, Estados Unidos en los próximos diez, veinte años, volverá a competir con las economías emergentes de todo el mundo en la producción de commodities en todas estas áreas", dijo Batista.

Las exportaciones totales de JBS en 2010 alcanzaron US$8.5 billones, siendo los principales compradores: China, México, Japón, Rusia y la Unión Europea, de un total que supera las cien naciones. Con las unidades de EUA, JBS ingresa a países que no importan carne brasileña, entre ellos Japón y Corea, que todavía pagan más por productos de carne de vacuno.

Pero con la carne estadounidense ganando competitividad, la vida de las empresas sudamericanas, como Brasil y Argentina, probablemente será más difícil llegar a los grandes mercados como Rusia, que las importaciones procedentes de los principales proveedores.

Los mercados nacionales donde opera JBS, especialmente EUA, son también otra apuesta de la compañía, en momentos en que su presidente piensa que si se produce una recuperación económica estadounidense más fuerte de lo que imaginamos, “Estados Unidos es el mayor productor y consumidor de carne de vacuno y pollo”.

Aunque la empresa tiene actividades importantes en el Mercosur, de donde proviene aproximadamente 25% del total de los ingresos netos en 2010. La operación en EUA, que incluye unidades en Australia, es la fuente del resto de los ingresos.

Potencial del pollo: Al igual que la entrada en el mercado de EUA fue un hito para JBS, una empresa fundada a partir de un matadero pequeño hace 60 años por el patriarca José Batista Sobrinho. El ingreso del grupo en el sector de carne de ave estadounidense, con Pilgrim's Pride, preparó a la compañía para actuar con los que muchos consideran la proteína animal del futuro, por presentar mayores facilidades para la expansión de la producción en medio de la creciente demanda.

El presidente de la compañía, que se inició y creció con un enfoque en el ganado, admite que hay una "incapacidad" para aumentar la producción global de toros y vacas, una situación similar enfrenta el sector de porcinos.

"Y allí está el lado positivo para aves, es la única carne que tiene una mayor elasticidad para una producción más rápida, ocupa menos espacio, es un proceso integrado", afirmó él.

Por otra parte, ve más condiciones, con el pollo, ya que se traspasan a la carne los crecientes costos de las materias primas como el maíz. "Debido a que la demanda mundial está creciendo y la producción (proteínas) no está aumentando, se cree que el pollo va a ser capaz de traspasar este incremento en los costos del grano hasta el producto final".

Él prevé que el maíz en el mercado de EUA se sustente, en los próximos 12 meses, en los elevados niveles de US$6 a US$8 por bushel. Además, agregó: "Creemos que este es el nuevo nivel de precio en el mundo" por el fuerte crecimiento en el consumo de alimentos en los países emergentes.  

Comments powered by Disqus