El rápido incremento de los salarios en China ha llegado al punto en que los fabricantes extranjeros necesitan olvidarse de la idea de China como una base de producción de bajo costo, dijo el jueves un alto ejecutivo de Hyundai Motor Co.

Jae-Man Noh, jefe de las operaciones de empresa conjunta de Hyundai en China, dijo que los salarios promedio de los obreros fabriles en China - de alrededor de 27,000 yuanes (US$4,200) al año por trabajador en 2009 - probablemente se dupliquen para 2015 desde los niveles actuales.